Convierten CO2 en concreto para uso comercial

La Universidad de California en Los Ángeles ha desarrollado un tipo de concreto creado a partir de las emisiones de dióxido de carbono.

Compartir


Convierten CO2 en concreto para uso comercial

El nuevo concreto CO2Concrete, creado a partir de las emisiones de CO2, ha robado la atención de la industria de la construcción en Estados Unidos.

Hace unos días, investigadores de la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA) recibieron un financiamiento de 2 millones de dólares del Departamento de Energía de Estados Unidos, para expandir el desarrollo de CO2Concrete. Adicional a esto, la universidad y otros socios de la industria han recaudado otros 905 mil dólares para su producción.

CO2Concrete tiene una huella de carbono 50-70% más baja que el concreto tradicional, y captura dióxido de carbono del gas de combustión bruto emitido por las plantas de cemento y otras fuentes.

Similar al concreto tradicional, el producto del equipo de UCLA es una mezcla de un agente cementante, arena, piedra, agua y aditivos químicos, dijo Gaurav Sant, profesor líder del equipo de desarrollo e inventor de este tipo de concreto, a Construction Dive. Sin embargo, a diferencia del concreto tradicional, los investigadores lograron la cementación mediante el uso de hidróxido de calcio, que absorbe dióxido de carbono del gas residual para formar piedra caliza. Sant lo comparó con el mismo tipo de cementación estructural que se ve en las conchas marinas.

«Logramos tal cementación en cuestión de horas al tiempo que podemos utilizar una amplia gama de gases de combustión y sin la necesidad de un paso de captura de carbono», dijo. «Por estas razones, CO2Concrete ofrece un reemplazo funcional al concreto tradicional que ofrece un rendimiento similar a un precio similar».

Un centro de pruebas para demostrar el proceso está ubicado en Dry Fork Station, una planta de energía a base de carbón cerca de Gillette, Wyoming.

Durante 90 días se realizará una demostración de su producción para crear 140 toneladas de CO2Concrete, las cuales serán divididas entre algunos sitios de construcción y los proyectos de construcción en el campus de UCLA. No obstante, su uso puede ir más allá de la construcción, según comentan sus creadores.

«El proceso de CO2Concrete puede servir como piedra angular de un programa de reducción de emisiones de CO2 para productores de energía eléctrica con unidades de carbón y gas, compañías de cemento y hormigón prefabricado y compañías petroquímicas. Esto es posible debido a la flexibilidad sin precedentes del proceso de CO2Concrete que utiliza corrientes de CO2 diluidas, evitando así la necesidad y el enorme gasto de captura de CO2″, señala un texto publicado por los investigadores.

Este nuevo tipo de concreto inició su desarrollo en 2016. Hasta ese momento, el nuevo material de construcción tan sólo se producía a pequeña escala en un laboratorio, utilizando impresoras 3D. Cuatro años después, está comenzando a utilizarse en construcciones reales.

“Este proceso altamente eficaz y eficiente puede reducir las emisiones de CO2 a niveles que pueden cumplir o superar los objetivos de reducción de CO2 para casi todas -o todas- las empresas» afirma el sitio web de CO2Concrete.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *



Bimsa Reports
Información que hace negocios

Contacto

Teléfonos
(01 55) 25 81 21 60
01 800 00 BIMSA

Correo electrónico
contacto@bimsareports.com

¡Prueba GRATIS nuestros productos!

Probar Activecost Probar Construleads

Una empresa de