¿Cómo lucirán las oficinas tras el Covid-19?

El distanciamiento social, la desinfección y la readaptación de los espacios son un reto para las empresas, ¿cómo se están preparando arquitectos y compañías para la "nueva normalidad"?

Compartir


¿Cómo lucirán las oficinas tras el Covid-19?

El regreso a la “nueva normalidad” traerá nuevos retos para los centros de trabajo y grandes corporativos.

Con proyecciones que apuntan a una epidemia que durará varios meses más, muchas de las empresas y organizaciones deberán aplicar medidas sanitarias en sus instalaciones, así como modificar el diseño de sus oficinas, para mantener seguros a sus trabajadores. 

Los expertos en salud recomiendan que se disminuya el número de traslados y se le dé prioridad al homeoffice (ya que es considerada la medida sanitaria más efectiva).

En México, se calcula que sólo 2 de cada 10 empresas practican el teletrabajo, según un informe de la Asociación Mexicana de la Industria de Tecnologías de Información, aunque según un estudio de la firma Mercer, el 60% de las empresas en México considera dejar el modelo tradicional de trabajo para transitar a “oficinas flexibles”, al menos temporalmente. 

Por lo anterior, la preparación de los espacios de trabajo será crucial para atender la crisis sanitaria. 

Ante la situación, arquitectos y diseñadores han comenzado a presentar distintas propuestas para mejorar las condiciones de los espacios de trabajo. Una de estas propuestas proviene del estudio de arquitectura Woods Bagot, el cual acaba de presentar cuatro esquemas de trabajo tras la pandemia.

Los modelos de la firma buscan adaptarse a la mayoría de las empresas e incluyen medidas como la instalación de mamparas o incluso la creación de pequeñas oficinas comunitarias en lugar de contar un único corporativo central donde se acumule todo el personal. 

De acuerdo con el estudio de arquitectura, esto “hará que el hogar forme una extensión del trabajo más que nunca. El desafío es cómo ejecutar esto mientras se garantiza que las organizaciones tengan tiempo físico juntos para construir su cultura empresarial”.

Para otros arquitectos, la pandemia del Covid-19 cambió las tendencias que había en el diseño de oficinas, pero no creen que el cambio a los hogares se dé completamente.

“Ni las oficinas van a ser la nueva casa, como parecía la tendencia en las grandes corporaciones, ni la casa va a ser un todo en uno para todas las actividades”, comenta el arquitecto Carlos Tomás, de Estudio Reciente.

El arquitecto español añade que “no hay que inventar nada nuevo, ni van a cambiar radicalmente estos espacios […] Quizá este tipo de medidas y criterios antes eran considerados como un plus y ahora van a convertirse en el mínimo y a estandarizarse”, comenta Tomás, refiriéndose a factores como la iluminación natural, los espacios amplios y el teletrabajo.

 

Mayor luz natural o climatización de los espacios

La luz del sol (y el acceso a las ventanas) será una prioridad.

Dado que una buena ventilación es clave para evitar la propagación de Covid-19, una tendencia podría ser simplemente abrir una ventana; ésto, claro, si es posible, dado que muchas oficinas ahora son unidades selladas y controladas.

Lo anterior podría dar pie a que los sistemas de control de clima de gama alta se vuelvan cada vez más populares. Se cree que la adopción masiva de esta tecnología por parte de China ha ayudado a sus empleados de oficina a regresar a sus escritorios más rápidamente.

La plataforma WeWork, por ejemplo, instalará en sus oficinas de México un sistema de climatización, con el cual se podrá controlar la temperatura, tasa de humedad y purificación del aire adecuada.

 

¿De regreso a los cubículos?

En este regreso a la “nueva normalidad” muchos espacios, como restaurantes u oficinas, están recurriendo a los paneles de acrílico o mamparas para obligar a las personas a mantener el distanciamiento social y contar con un filtro de protección.

Esto podría llevar a pensar que los famosos cubículos de trabajo están de regreso. Sin embargo, el arquitecto Carlos Tomás opina que quizá no sea lo mejor a largo plazo para las empresas.

“Recordando lo que se hacía años 60 en las oficinas cubículos, igual esa solución que permite separación entre personas y con barreras de metacrilato transparentes, podría ser una solución. Pero como ya se vió, ese tipo de organización del espacio tiene otras repercusiones en la productividad y no eran muy funcionales. De ahí se pasó a todo lo contrario en los últimos años, con espacios de trabajo abiertos, de planta libre, donde se mezclan todas funciones desde el descanso, hasta las reuniones. Ese extremo creo que ahora tampoco funcionaría totalmente”, señala el arquitecto español.

Los espacios también serían reacondicionados para poder cumplir con las medidas de distanciamiento. El gigante de los bienes raíces, Cushman & Wakefield, presentó hace unas semanas su concepto 6 Feet Office que incluye medidas y recomendaciones como la colocación de flechas en el suelo para ordenar los flujos de movimientos, la colocación de pantallas protectoras o la delimitación con un círculo pintado en el suelo del espacio de cada trabajador que no puede invadir algún otro.

Otros conceptos como las cápsulas Q.workntine buscan aislar mucho más a los trabajadores en las oficinas. El galardonado diseño del arquitecto egipcio Mohamed Radwan consiste en cápsulas hexagonales selladas herméticamente con puertas de acrílico que funcionan con reconocimiento facial. Al interior, los módulos son similares a un cubículo convencional. La cápsula está hecha de materiales no porosos y cuenta además con un ventilador para purificar el aire. 

En cuanto al diseño de interiores, las nuevas oficinas podrían buscar diseños minimalistas que respalden la seguridad sanitaria. Las superficies probablemente serán rectas y fáciles de limpiar, las puertas serían automáticas y se popularizarían las llaves contactless. Los materiales como el cobre, que tienen propiedades antimicrobianas, también serían más utilizados para ciertas superficies. 

“Ahora se tratará de evitar la porosidad, evitar las juntas para que la limpieza y desinfección sea óptima. Pero ese concepto se va a tener que sumar a lo sostenible. Antes de esto también se estaban desarrollando ya muchas investigaciones en nuevos materiales que combinarían las dos cosas. Esos materiales existen pero se estaban utilizando muy poco”, afirma el estudio Cousi Interiorismo.

 

¿Cómo ha sido la reapertura de oficinas?

La desinfección de los espacios de trabajo, así como la constante cooperación de los trabajadores ha sido un factor clave para evitar contagios.

En China, dentro de las oficinas, el movimiento está estrictamente regulado. De acuerdo con un reporte de Bloomberg, “los empleados mantienen sus máscaras y se les anima a usar las escaleras en lugar del elevador, utilizan desinfectante para manos antes y después de tocar el pasamanos desinfectado regularmente.” 

La señalización en los espacios de trabajo también se ha convertido en una constante en países donde se ha reactivado la actividad laboral.

En occidente, empresas como Facebook o Twitter, que se apropiaron del concepto de oficinas abiertas al estilo de Silicon Valley, han sido de las primeras en actuar frente al Covid-19.

A partir de julio, Facebook limitará las oficinas al 25% de ocupación, pondrá a las personas en múltiples turnos e instalará controles de temperatura.

La empresa también limitará la cantidad de empleados que pueden reunirse en las salas de reuniones, creará espacios de casi dos metros entre las estaciones de trabajo y reemplazará los buffets de la cafetería con comidas para llevar.

El personal deberá usar cubrebocas en la oficina cuando no se pueda respetar la distancia social, y en algunos lugares, las máscaras deberán usarse en todo momento durante el trabajo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *



Bimsa Reports
Información que hace negocios

Contacto

Teléfonos
(01 55) 25 81 21 60
01 800 00 BIMSA

Correo electrónico
contacto@bimsareports.com

¡Prueba GRATIS nuestros productos!

Probar Activecost Probar Construleads

Una empresa de